Diario La Razón
Jueves 29 de Junio | 10:53 am
Facebook Twitter RSS Youtube
 
 
Bibiana Belsasso Bibiana Belsasso
 
Bibiana Belsasso
 
La guerra en la red

Bibiana Belsasso

 

Un nuevo ciberataque masivo podría ser inminente, luego de que el del viernes pasado afectara unos 125 mil sistemas de cómputo en el mundo.

Una serie de ataques fueron directos contra un proveedor llamado Dyn, que generó la interrupción de sitios web de grandes empresas como Amazón, airbnb, Netflix, Pay Pal, Spotify y Twitter. También afectó a medios de comunicación como The New York Times y Buisness Insider.

Las autoridades esperaban otro ataque masivo el lunes pasado, lo cual no sucedió, pero este virus se ha expandido a Asia y las autoridades siguen en alerta, por el hecho de que un nuevo virus podría surgir en cualquier momento.

Así lo ha informado un estudio realizado por las principales 15 agencias de seguridad de Estados Unidos. De enero a la fecha han ocurrido 4 mil ataques cibernéticos diarios. Un incremento del 300 por ciento desde enero del 2015.

El virus se aprovecha de la vulnerabilidad de Microsoft Windows, así lo ha dicho la Agencia Nacional de Seguridad de Estados Unidos.

Conocido como ransomware, este tipo de ataque consiste en una técnica de extorsión digital en la que los criminales cibernéticos usan un código o programa malicioso, para bloquear el acceso a las computadoras o cifrar la información en los discos duros o equipos de las víctimas, como por ejemplo fotografías, conversaciones, canciones, documentos, bases de datos, facturas, entre otros y piden un rescate para desbloquearlos.

En la mayoría de los casos suele haber una fecha u hora límite para realizar el pago y, de no hacerse, se perderá permanentemente el acceso a la información contenida en la computadora.

Los rescates solicitados suelen variar entre 100 y 500 dólares y generar importantes ganancias para los grupos detrás de los ataques.

Y el tiempo de respuesta tiene que ser no mayor a las 96 horas, de lo contrario la amenaza es que la información es secuestrada e encriptada, para que el dueño de ésta no la pueda utilizar.

Se estima que el año pasado, los delincuentes responsables de un ataque de este tipo identificado como CryptoDefense obtuvieron 34 mil dólares de ganancias en un mes, lo que nos da una idea de lo efectivo y rentable que puede ser esta actividad.

De acuerdo con un informe realizado por Symantec, compañía dedicada a la protección de información, a nivel mundial, el número de personas que vieron cómo sus equipos o archivos fueron tomados como rehenes, se multiplicó el año pasado.

La forma en que el ransomware llega a un equipo es variable, pero en la mayoría de los casos es a través de un correo de alguien desconocido con un archivo adjunto que abre el usuario, y que a simple vista parece ser una factura, un estado de cuenta, un recibo o una imagen. Los correos suelen ser cortos y pueden estar en español o en otro idioma. Si el usuario da clic para intentar abrir el archivo, el código malicioso se activa y entonces comienza el ataque.

Los correos con este tipo de archivos maliciosos, se envían en grandes cantidades con el fin de tener mayores posibilidades de éxito y puede ser parte de un servicio que proporcionan hackers o delincuentes que se anuncian en el mercado negro con mensajes como “puedo infectar XX computadoras por XX pesos”.

Los ciberataques se han registrado en 99 países, pero la mayoría de los equipos dañados se han dado en Rusia.

Expertos en la materia creen que en realidad quienes inventaron cómo operar este virus fue la propia NSA, National Security Agency de Estados Unidos, un tema que se les salió de las manos. No olvidemos que la gran mayoría de los ataques han sido dirigidos a Rusia.

El propio FBI, en colaboración con el departamento del Home Land Security ha advertido que el nuevo virus llamado WannaCry, que es el que ha afectado en días pasados a miles de usuarios podría continuar operando, por lo cual es importantísimo que no se abran archivos de desconocidos y que se dé alerta al FBI, en caso de detectar su presencia.

México también se ha visto afectado con este ataque.

En caso de detectarlo es importante borrar cuentas que contengan contraseñas, desconectar los equipos y dar aviso a la policía cibernética.

En esta era, los combates de la nueva guerra se dan sobre todo en la red.

bibibelsasso@hotmail.com
Twitter:
@bibianabelsasso




 
 
 
 
fecha 17 de mayo de 2017 01:28
ultima modificacion Ultima modificación: 20:53
autor Por: Bibiana Belsasso
 
 
Todo sobre este tema
Noticias relacionadas
 
Noticias relacionadas Noticias relacionadas
Notas Relacionadas China quiere con México 01:18
Notas Relacionadas La defensa de Duarte 01:21
Notas Relacionadas Julio César y sus amigos peligrosos 00:20
Notas Relacionadas La homofobia vive entre nosotros 00:07
Notas Relacionadas Una mentira más de López Obrador 00:05